Inicio

Tecnología NTF Pagos electrónicos con el Móvil desde Google Wallet

 

La tecnología NFC es un protocolo de comunicación inalámbrica que permite conectar dos dispositivos a una distancia muy corta (no más de 20 centímetros) sobre la banda de los 13.56MHz (para la que no hace falta licencia). La necesidad de que los chismes a conectar casi se tengan que tocar para funcionar le aporta una seguridad que la hace ideal para habilitar sistemas de identificación o pago electrónico, o para transferir datos como una tarjeta de contacto simplemente entrechocando los móviles. Además, la tecnología NFC es compatible con el etiquetado RFID, lo que abre un campo de aplicaciones tan extenso como apasionante.

 

Primeras pruebas

Las primeras pruebas con RFID en telefonía móvil europea fueron puestas en marcha por Nokia Con el Nokia 6216 Classic, un terminal que, a la postre, no se llegó a comercializar. Pese a ello, la Finlandesa ha sido una de las pioneras del NFC y, a mediados de 2010, anunció que todo su catálogo de smartphones soportaría NFC para este mismo año.

 A finales de 2010. Telefónica, La Caixa y Visa terminaron la fase de prueba de Mobile Shopping Sitges 2010, un proyecto experimental que se ha llevado a cabo en la ciudad catalana por el que 1.500 ciudadanos y 500 comercios han utilizado móviles con tecnologíaa NFC para hacer pequeños pagos en comercios, bares o restaurantes. La iniciativa ha tenido una muy buena acogida y las empresas participantes estiman que su uso pueda ser generalizado de aquí a tres años.

 

 Para poder ser utilizado como elemento de pago, los terminales deben ser compatible con NFC a nivel de hardware, pero también necesitan de una SIM NFC que integre datos bancarios de forma segura. Todo ello es gestionado por una aplicación de cartera virtual que es la que permite pagar, por ejemplo, un billete de metro o un café simplemente acercando el teléfono a un terminal NFC y autorizando el pago.

2011, todos quieren NFC

Llegamos a 2011 y, de repente, todos quieren subirse al carro de la tecnología NFC. El pr

imero en hacerlo ha sido el Nexus S de Google, primer Android en integrar NFC. Google ya ha anunciado que el soporte de software necesario para aplicaciones NFC forma parte de la versión 2.3 Gingerbread de Android.

Los de Mountain View tienen grandes planes para la tecnología NFC más allá de su uso como medio de pago. ¿Recordáis la compatibilidad de NFC con las etiquetas electrónicas RFID que comentábamos? Pues bien, una simple pegatina de Google Hotpot (el recomendador de lugares de Google) a la entrada de un comercio permitiría, al portador de un móvil NFC, recomendar el lugar simplemente pasando el móvil por la pegatina del cristal. Quien dice Google Hotpot dice Foursquare o cualquier otra red social.

 Aunque compatible con NFC por llevar instalado Gingerbread, el nuevo Sony Ericsson Xperia Arc no es compatible con NFC a nivel de hardware. La compañía japonesa cree que aún es pronto para que esta tecnología se generalice en Europa. Para cuando sea el momento, Sony ya cuenta con una amplia experiencia al respecto en Japón, donde el uso de NFC está mucho más extendido.

Research in Motion también ha anunciado ya que su próxima Blackberry Dakota integrará NFC. Otro tanto ocurre con Samsung. La coreana ha anunciado soporte NFC para la próxima versión 2.0 de su sistema operativo Bada.

El iPhone 5, el último en sumarse

 Como siempre, los lanzamientos de Apple tienen la extraña virtud de poner de moda unas u otras tecnologías. La presentación del iPhone 5 y del iPad 2 es cosa de semanas y todos los rumores apuntan a que ambos dispositivos llevarán integrada tecnología NFC para pagos o para cualquier otra idea que se le pueda ocurrir a Apple, que no serán pocas.

Parece que en Estados Unidos y Europa la implantación de nuevas tecnologías se lleva a cabo a golpes, no de manera natural, como en Japón y Corea, donde llevan años disfrutando de NFC para pequeños pagos cotidianos. Con todo, algo nos dice que, según se implante, la NFC no tardará en convertirse en otra tecnología imprescindible más de la que depender. 

 

Información adicional